Jorge Sepúlveda: un amante de su familia y de la naturaleza

Jorge Andrés Sepúlveda Díaz

14 de Octubre de 1965 – 01 de Diciembre de 2012

 Jorge nació en Santiago como el segundo de 4 hermanos music videos to. Desde pequeño estuvo ligado al deporte, entrenando atletismo en la Universidad Católica, allí corría velocidad y participaba constantemente de torneos y campeonatos wie kann man bilder aus dem internet herunterladen.

Hacia 1984, a la edad de 17 años, conoció a una hermosa mujer en una fiesta en la comuna de San Joaquín, su nombre era Ingrid, con ella llegaría a casarse y a tener a una hermosa niña llamada Kimberly, hoy de 16 años update manuell herunterladen.

Trabajó cerca de 21 años en el Banco de Chile, donde cada año se hacía parte importante de la Teletón, participando como cajero herunterladen. Era tan grande su compromiso, que cuando cambió de trabajo, siguió en la misma senda de solidaridad que lo caracterizaba, convirtiéndose en Embajador de la Teletón en su último empleo en el área de Experiencia de Compra de la tienda Ripley rainbow six siege kostenlos herunterladen.

Jorge no usaba mucho el transporte público, pues prefería sus piernas para trasladarse, y desde el Parque Arauco, donde trabajaba, corría hasta su casa en la comuna de San Joaquín todas las tardes disfrutando de su más querido deporte, el running mods minecraft herunterladen. Además solía perderse por los cerros cada fin de semana, Parque Mahuida, Sierra de Ramón, Cerro La Cruz, Manquehue, Pochoco, El Carbón, todos parte de su recorrido habitual photobucket album herunterladen. Le encantaba subir, llegar a la cima y sentirse completo sintiendo el viento en la cara, le encantaba la naturaleza  y sobretodo los animales, pues cada vez que se encontraba con uno trataba de ayudarlo y protegerlo pc kinderspiele kostenlos downloaden. Con esto, no es de extrañar que en su historial de runner, estén varios Ultramaratón de Los Andes, varios Maratón de Santiago, Orientatlones y cientos de carreras herunterladen.

Jorge tenía una relación particular con su hija Kim, solían caminar juntos cada tarde para comprar el pan, compartían momentos increíbles mientras ella le regalaba uno de sus más maravillosos talentos, el canto gimp for free. Solía observarla y admirarse con lo que era capaz de hacer Kim. Siempre la empujó y la incentivó a que ella hiciera lo que más le apasionaba, porque Jorge era así, un amante de su familia, de su deporte, de la naturaleza, de la vida. Junto a su familia, se hacen cargo de Matías, su pequeño sobrino de tan sólo 5 años (hoy tiene 11), a quien cuidaban y quería como si fuese su propio hijo.

La noche del 30 de Noviembre de 2012, Ingrid y Kim lo van a dejar a la estación Ecuador, Jorge estaba muy motivado porque siempre estuvo comprometido con la Teletón y estos 130K era todo un desafío para él. Además el día anterior había cumplido uno de sus sueños, volar en avión. Esa noche corría con un crucifijo en la mano que quiso llevar para que lo cuidara en esta aventura. Lo último que le dijo a su hija Kim, fue la que la amaba, y que la amaba muchísimo.

Quienes se relacionaban con él podían percibir a un hombre muy caballero, respetuoso, solidario, por algo su funeral se llenó de gente, personas que lo habían visto correr, compañeros de colegio, de universidad, amigos de regiones.

Tal como lo dice su hija Kim en Facebook, Jorge llegó finalmente a la meta de este desafío, pues sus cenizas yacen en el mar de Viña del Mar, descansando en la naturaleza que tanto quería.

Finalmente queremos agregar unas palabras de Kim para su padre: “Sólo quiero decirte papá que te amo mucho, cada día que pasa crece más mi amor por ti, fui la persona más bendecida por haberte tenido siempre a mi lado, yo sé que estás en el cielo, porque te lo ganaste, fuiste una persona humilde, feliz, perseverante y a pesar de todo, agradecida de la vida, gracias por enseñarme todos esos valores, no sabes lo orgullosa que estoy de ti! Todo lo que vivimos juntos nunca se perderá, porque todo lo que una ama pasa a ser parte de uno. El día en que te fuiste sentí que me quitaron una pieza de mi corazón, que me quitaron a mi papá y a mi compañero, pero la esperanza que me queda es que sé que algún día te volveré a ver y nunca nadie nos volverá a separar, sé que me observas de arriba de las estrellas, que siempre serás el faro que me guíe en medio de la noche como lo hiciste desde que di mi primer aliento en este mundo, porque en vida estuviste siempre incondicionalmente ahí para levantarme y ahora que eres mi ángel guardián. Jamás me abandonarás, tu no moriste, sólo te nos adelantaste a ser feliz por siempre. Te amamos y te extraños papito, para nosotros será imposible olvidarte. Te quiere “la luz de tu ojos” “.

Además Kim quiere que compartamos un deseo que Jorge tenía, que era que le dedicaran esta canción cuando él ya no estuviese con nosotros, una canción que resume todo lo que él fue:

Comentarios